El Puente Cañedo

Sitios y lugares de Sinaloa, México

 

EL PUENTE CAÑEDO

 

Por: Héctor R. Olea

 

La iniciativa para la construcción de este puente fue del gobernador Ing. don Mariano Martínez de Castro, quien colocó la primera piedra de esta obra ubicada sobre el río Tamazula, al Norte de la ciudad de Culiacán, el día 5 de febrero de 1890.

En el acto hablaron el Sr. Ing. Antonio Moreno y L C. López Portillo y el Sr. Ing. Luis F. Molina terminó, en el mes de mayo siguiente, los trabajos de cimentación de los pilares y otras labores auxiliares, en el primer arco del puente, pero desafortunadamente se abandonó la labor al poco tiempo de iniciada.

Después se autorizó al Ejecutivo del Estado para continuar los trabajos por decreto número 28, expedido por la Legislatura del Estado con fecha 13 de diciembre de 1902.

El gobernador del Estado general Francisco Cañedo celebró un contrato con el norteamericano Jorge A. Strahahan para la construcción de un puente de hierro, madera y mampostería sobre el citado río, el día 17 de diciembre de 1906.

 

En este documento se estipuló un costo de 120.000.00 pesos, el gobierno del Estado se comprometió a pagar los derechos aduanales sobre maquinaria y materiales, «derecho de vía» etc. También se especificó que el puente será de siete tramos de 32 metros cada uno, los pilares de acero serán hundidos hasta llegar a la roca.

Ambas partes convinieron en nombrar al Sr. Ing. don Manuel Bonilla interventor y el contratista se comprometió a terminarlo para el día 18 de Julio de 1908.

Después el mismo gobernante y el Ing. Strahahan celebraron un nuevo contrato para agregarle un tramo de acero al puente con un costo de 26.920.25 pesos y para la construcción de la Calzada Norte con un costo de 16,000.00 pesos, el primero con fecha 1 y el segundo el 17 de agosto de 1908.

Al año siguiente, el 5 de junio, murió el citado gobernante y como un homenaje a su memoria se le puso «Puente Cañedo«.

Esta pasarela unió a la ciudad de Culiacán con la parte Norte, La Toma de Agua en la margen izquierda del río Humaya y con el pueblo de Tierra Blanca. En esta zona se trazó la Colonia Chapultepec y se edificó el Hospital Civil que principió a construirse en 1926 y se terminó en 1931.

Se anota, en las efemérides de Culiacán, que a la entrada de este puente fue asesinado el cabecilla serrano Pilar Quintero por Antonio Franco, quien recibió la órden del jefe zapatista Conrado Antuna, despojando el cadáver de una «víbora» (cinturón) repleto de monedas de oro, tragedia que sucedió el 19 de abril de 1912.

 

Cuando visitó Culiacán el Jefe del Ejercito Constitucionalista, don Venustiano Carranza, en enero de 1914, iban en su comitiva varios intelectuales entre ellos Miguel Alessio Robles, que desde el Puente «Cañedo» vio: «… la confluencia de los ríos Tamazula y Humaya que reflejan en sus aguas la transparencia de aquel cielo azul» y su acompañante el poeta peruano José Santos Chocano se inspiró para escribir uno de sus poemas inmortales.

Nuestro bardo consagrado, Jesús G. Andrade, también, ante el maravilloso panorama le canto al río Humaya:

Tal vez habré caído

A las sombras eternas del olvido.

Bañadas por tus brisas fue mi cuna

En mis tiempos de paz y de fortuna;

Y así cual me arrulló con su

cariño

Tu voz atronadora que retumba

En mi lecho purísimo de niño

¡Con tu rumor arrúllame en la

tumba!

 

Tomado del libro: Pinceladas del viejo Culiacán, Olea, Héctor R., Ediciones del Ayuntamiento de Culiacán, 1985.

 

Puente Cañedo en Culiacán, Sinaloa, México
Puente Cañedo sobre el río Tamazula en Culiacán, Sinaloa, México

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *